Frotar un huevo por el cuerpo de tu niño, ¿la razón? Salva muchas vidas inexplicablemente



NOTICIA:

Antes que nada aclarar que en nuestra página no pretendemos ahondar mucho en el tema del ocultismo ni de las cosas espirituales, sino por el contrario dar a conocer remedio populares que en su mayoría no tienen explicación científica pero si grandes resultados abalados por el paso de los años de generación en generación ya que en el campo no hay médicos ni hospitales.

En el conocimiento popular, un adulto o niño es diagnosticado con el mal del susto o espanto cuando a raíz de una fuerte impresión entra en un estado continuo de sobresalto, somnolencia, decaimiento, y debilidad general, y se considera que en caso de no hacerse prontamente las curas para recuperar la tranquilidad, y en su momento el alma, la persona puede llegar hasta a morir, aunque sea difícil de creer, existen casos documentados e inexplicables para la ciencia sobre este tema.

Qué provoca el susto o espanto

El susto es referido como resultado de un gran sobresalto que ocurre a raíz de un evento repentino como un fuerte estruendo, la caída de un rayo cerca, recibir una noticia muy desagradable, verse amenazado a grado extremo de muerte y hasta causas de las llamadas sobrenaturales, como declarar haber visto un espectro.

Los niños por su parte, suelen dar muestras del mal del susto cuando presencian fuertes discusiones entre adultos, se les grita y maltrata fuertemente, dicen ver fantasmas en la noche se han visto amenazados por algún animal como un perro, o cuando han estado a punto de ahogarse.

Para la medicina tradicional, estos momento de fuerte tensión o angustia no solo pueden desencadenar graves trastornos en la salud física, sino que, puede llegar a pasar que en el mismo momento el “alma o espíritu” considerado la esencia vital más importante, se desprendan del cuerpo, quedándose justo en el lugar donde tuvo lugar el percance, o que, en los casos menos graves, solo se desajuste, pero que ante la falta de una pronta cura, irá generando un paulatino o acelerado deterioro de la salud, que llevará al desprendimiento final del alma y la muerte.

Remedio casero para el susto

Huevo

Los huevos también se emplean para limpiar las malas energías y cura el susto. Si tu bebé tiene susto no dudes en utilizar los huevos, lo que debes hacer es lo siguiente:

Coja un huevo.

Pásalo por todo su cuerpo.

Después lo abres el huevo dentro de un vaso con agua.

Si la yema y la clara están ligeramente cocidas, es porque tu bebé a sido asustado.

La mejor manera de pasar el huevo es desde la cabeza hasta los pies, pero siempre trate de pasarlo por todo su cuerpito. Al momento que estás pasando el huevo debes hacer una oración y hablar palabras de buena vibra.

Hay un remedio que mi abuelita usaba y que yo también hago con mis hijos, es el de tomar un juguete o prenda del niño asustado por algún incidente y en el lugar donde se cayó o se asustó antes de irnos llamarlo por su nombre varias veces, suerte saludos.

No  olvides de compartir con tus amigos.

 

¡DÉJANOS TU COMENTARIO!

Comentarios